Actualidad

Lorna Fuentes: De la oficina a la barra

Este es el quinto reportaje de la serie ''Ellas se apoderan de la industria'', que cuenta la historia de cinco mujeres destacándose en la gastronomía de Puerto Rico.

Lusitano1

A pesar de que los estereotipos promueven la idea de que el bartending es un oficio exclusivo de hombres, en la Isla las mujeres están transformando este paradigma. Tal es el caso de la bartender de La Cubanita, Lorna Fuentes, cuyas habilidades detrás de la barra no tienen nada que envidiarle a sus colegas varones.

La también conocida como La Bruja, por sus cócteles para remediar los ''males'', ha tenido que lidiar con el hecho de que se ponga en duda su talento y se le juzgue por trabajar en un bar.

''La realidad es que las personas tienden a prejuiciar por el hecho de ser una mujer detrás de la barra. Creen que uno no tiene la misma experiencia en coctelería que un hombre'', dijo.

Preguntas como:''¿tú eres bartender?'' o ''¿sabes hacer un mojito?'', escucha Fuentes de forma habitual. En otras ocasiones, ofertas de índole sexual.

''El sexismo es bien marcado. Hace varias semanas atrás un señor, con su pareja, se puso agresivo y todo porque quería que le diera mi información para salir con él. Otro me preguntó que si daba masajes. Te aseguro que a un hombre detrás de la barra no le hacen ese tipo de comentarios’’, relató la bartender de 36 años.

lorna soto (Fuentes es conocida como ""La Bruja"" del bar La Cubanita)

No obstante, estas conductas machistas no la detienen y en los últimos dos años se ha destacado en competencias de coctelerías locales como The Perfect Serve, World Class Puerto Rico y Bartist Bar Skills Challenge.

Sus inicios en la coctelería

Fuentes incursionó en la coctelería luego de renunciar a su empleo como secretaria y estudios de premedicina.

''Yo trabaja en una oficina y también era estudiante full time, pero por cosas de la vida tenía que tomarme otras alternativas de empleo y poder desarrollar una mejor economía libre de estrés'', explicó.

Entre esas ''cosas de la vida'' se incluye un agotamiento extremo que le provocó un pequeño accidente cerebrovascular.

''Me fundí, literalmente, me quemé.  Estaba a punto de tomar un examen y mi cuerpo se dio shutdown. Se me durmió la mitad de la cara y perdí visión''.

Una vez se recuperó, continuó con sus planes de entrar a la industria. Para entonces debutar como mesera en ''ambiente multicultural'' y darse cuenta que gozaba más de ''la dinámica en la barra''.

''Traté de meterme en la barra del trabajo. Me sacaban por un lado, y volvía y entraba por otro. Yo dije: ''pues tengo que buscar la manera en la que me pueda quedar fija en la barra'', así que decidí estudiarlo''.

Fuentes se certificó luego de tres meses en el programa Learning Skills for Life de la marca Diageo, cuya mentoría estuvo a cargo del bartender y ganador de World Class Puerto Rico, edición 2017, Edwin Borrero (curiosamente este año la competencia mundial de World Class fue conquistada por una mujer: la bartender Kaitlyn Stewart.

Lorna Fuentes (Los cócteles de Fuentes se basan en el misticismo de las culturas caribeñas / Foto por Perla Hernández)

La bartender boricua obtuvo su primera experiencia detrás de la barra trabajando en el whisky and champán bar del establecimiento Polo Norte. Posteriormente, le ofrecieron un puesto en La Cubanita y optó por trabajar en ambos lugares.

Un tercer empleo aparecería más adelante en El Batey y un cuarto en el"speakeasy" Oveja Negra.

Su rol de mamá

Además de bartender, la joven es madre de un niño de 6 años, que es ''el amor de su vida'' y asegura querer más que nadie en el mundo.

''Una vez salgo del trabajo y llego a casa, a eso de las 5:00 a.m. a 6:00 a.m., lo levanto, lo preparo y lo llevo al colegio. Esos diez minutos caminando a la escuela son los mejores que yo pueda tener, donde él y yo nos hablamos de cosas diferentes, de la vida, temas de Ciencia y respondo preguntas que él tenga. Después que lo dejo en la escuela tengo mis cuatro a cinco horas para descansar'', contó.

Ese niño yo lo planifiqué por dos años y como no se daba estuve un tratamiento'', reveló con ojos aguados.

Con su hijo disfruta de salidas al cine, restaurantes o simplemente quedarse en casa jugando lucha libre o videojuegos.

''La Bruja''

En La Cubanita ''La Bruja'' se caracteriza por crear tragos inspirados en rituales ''mágicos'', como el Amarre a base de sandía y recao, y ''Madama'' una versión de old fashioned con ahumado de tabaco y café.

''La gente llega y empieza a ver los frasquitos y me preguntan que si soy bruja. Realmente los cócteles son inspirados en ideas de guías espirituales y rituales, que siempre tienen como ingredientes hierbas y especias'', señaló.

''La Bruja'' también utiliza su concepto como estrategia para conocer mejor al cliente y no fallar a la hora de preparar una bebida con características especiales.

fgfg (Cada cóctel tiene un toque particular de la bartender / Foto por Perla Hernández)

Según la bartender, conocer la historia de cada persona es lo que más le encanta de su profesión, pues a medida que pasa la noche ''te conviertes en una hermana o un mejor amigo''.

Ve parte de la entrevista:

 

Para leer los otras historias:

''La mujer sí puede hacer agricultura''

La mujer detrás de los ''food trucks''

Se distingue barista en coffee shop puertorriqueño

Chef redefine la cocina puertorriqueña con ingredientes locales