Actualidad

Buscan regular food trucks con medidas uniformes

Un análisis cameral investiga la posibilidad de crear una sola ley reguladora sobre negocios ambulantes

Lusitano1

La Comisión de Desarrollo Integrado de la Región Oeste, presidida por la representante Maricarmen Más Rodríguez, inició el lunes un análisis sobre todos los aspectos que afectan a los negocios ambulantes de la zona y la regulación estatal y local que les aplica, así como la viabilidad de uniformar en un solo estatuto el cuerpo de ley que corresponda.

La Resolución de la Cámara 1180, de la autoría de Mas Rodríguez, hace un recuento de las leyes y los reglamentos que aplican a las personas con interés de establecer un negocio ambulante de comida, mejor conocido como food truck.

“El proceso para abrir un negocio ambulante es uno que está fragmentando en diversos estatutos. Cada municipio tiene la facultad por virtud de la Ley de Municipios Autónomos de emitir sus propias ordenanzas, las cuales tienen sus propias restricciones. Por tales razones, este Cuerpo Legislativo considera necesario analizar la viabilidad de uniformar la materia”, indicó la legisladora en comunicación escrita.

A la vista pública compareció Jessica Morales Ocasio, presidenta de Gastronomía Urbana Móvil, quien favoreció que se reúna en una ley la gran cantidad de regulaciones y ordenanzas para operar sus negocios.

  • Te recomendamos:

“Entendemos que uniformar la materia de vendedores ambulantes, particularmente los food trucks, con un reglamento actualizado, uniforme y atemperado a la realidad de este gremio sería de suma importancia para todo Puerto Rico”, ya que permitiría aumentar el volumen de negocios no solo en un área en específico sino cuando participan en actividades especiales como festivales.

Morales Ocasio explicó que debido a que cada municipio puede determinar las ordenanzas y los reglamentos que se aplicarán a estos negocios, se les dificulta poder mover sus unidades alrededor de la Isla, ya que conlleva costos adicionales para cumplir con cada uno de los requisitos.

Por tanto, recomendó que se adopte bajo el North American Industry Classification System (NAICS), la clasificación específica de food trucks cuando se emita el registro de negocios por el Departamento de Hacienda. De manera que se puedan levantar estadísticas y contabilizar las ganancias de esta industria, que en Estados Unidos genera aproximadamente $650 millones anuales.

También sugirió la implantación de programas pilotos para determinar cuáles regulaciones deben ser adoptadas, según las necesidades reales de este gremio antes de convertirlas en leyes. A su vez, habló sobre la posibilidad de que cada municipio identifique lotes baldíos públicos o privados que sirvan de puntos fijos para la ubicación de estos negocios, lo que brinda desarrollo económico uniforme a la zona con el correspondiente recaudo para las arcas gubernamentales.

Al finalizar la vista pública, la Presidenta de la Comisión indicó que esta investigación que comenzó en la zona oeste, eventualmente se trasladará a otras regiones para tener un insumo completo de las necesidades y presentar legislación a esos efectos.